ETAPA 4.- EUGI – URKIAGA – SOROGAIN – ZABALDIKA. 18 km, +750 -735 ,  19 de junio del 2018

 

En un lugar de los hayedos de Sorogain dejamos nuestra piedra de Noe Gaya. Noe es una mujer que, sin poder moverse, nos acompaña desde su casa. En nuestra travesía depositamos las piedras que ha pintado y le enviamos un enlace para que ella vaya conociendo los lugares por los que pasamos. Noe es una transpi desde casa. Nos sigue, nos conoce y la tenemos muy presente.

Zabaldika es la capital de la TSS, allí se cruza la acogida del camino de Santiago con la acogida transpirenaica. Vienen muchos amigos de Pamplona, gentes, todas interesadas en nuestro proyecto y que comparten con nosotros esas ideas de mundos mejores.

El foro de este año se titula “Misma dignidad, mismos derechos”. No somos iguales, claro que no, y es aquí donde reclamamos nuestro derecho a ser distintos. La diversidad nos enriquece. Leemos trozos del Corán y de la Biblia y lo hacemos en Árabe, Castellano y Euskera. Tras el foro, la cena y el cierre, subimos a tocar la campana… sonido que nos transporta lejos… o tal vez tan cerca que se queda en nuestro interior.  Atardece un día pleno. Al recordar los derechos humanos encontramos su correlato de deberes.

Una de las metas del ODS 1 encaja muy bien con nuestra reflexión: ”Para 2030, garantizar que todos los hombres y mujeres, en particular los pobres y los vulnerables, tengan los mismos derechos a los recursos económicos, así como acceso a los servicios básicos, la propiedad y el control de las tierras y otros bienes, la herencia, los recursos naturales, las nuevas tecnologías apropiadas y los servicios financieros, incluida la microfinanciación”. Pensamos, sin embargo que eso de “tengan los mismos derechos” es una mala redacción, los derechos ya los tienen, los tenemos por el hecho de ser personas, otra cosa es que se hayan concretado de manera positiva en sus vidas. Hubiera sido mejor redactarlo hablando de que tengan recursos económicos (…) incluida la microfinanciación.

Amigos de organizaciones navarras nos desean lo mejor para esta experiencia que estamos empezando. De madrugada, algunos participantes musulmanes rezan en el albergue parroquial, en territorio cristiano. Alá nos protege a todos. La Transpirenaica es el lugar donde cabemos ya todos, donde todos y cada uno empiezan a ser no solo importantes, sino imprescindibles. Aquí la alegría será compartida y también lo será la ayuda, pedida u ofrecida. Se han dicho muchas cosas en este foro pero la más importante tiene que ver con la dignidad igual de todas las personas por el hecho simple de serlo, dignidad que hace que cada uno de nosotros seamos clave como unidades, para conformar este colectivo fraterno.  La campa acoge confidencias, abrazos, el lugar es idóneo para que cuando el adulto converse con el joven le transmita su confianza, su esperanza y su creencia profunda en su valía.  El espíritu transpirenaico, ese que promueve y facilita que todos vayan descubriendo sus valores y su talento y todos se sientan acompañados en este descubrimiento, ya está totalmente instaurado. ¡Y solo es el cuarto día!

Gracias, gracias, gracias.

Esperamos con estas entradas, que irán apareciendo, ir calentando motores de ilusión para afrontar la nueva aventura.

¡GRACIAS por formar parte de la Transpirenaica Social Solidaria!

¡ Seguiremos caminando juntos “Por la inclusión social y el desarrollo sostenible”, con proyectos educativos no formales en la montaña

Etiqueta tus fotografías sobre la Transpirenaica Social Solidaria con el hashtag #TSS19ODS #ODS

***

Si quieres recibir información de las actividades paralelas de la TSS suscríbete a nuestra newsletter. 

¡AYÚDANOS A CONSEGUIR NUESTRO RETO #PORLAINCLUSIÓN #TSS19ODS !

***

Caminamos para dar nuevas oportunidades a jóvenes 

Deja tu comentario